Usamos cookies propias y de terceros para mostrar publicidad. Si continua navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK Más información

Depresión del Danakil

4 o 5 días

Puedes venir en las fechas que más te convengan durante todo el año

Prepárate para una aventura incomparable por los desiertos más enigmáticos del mundo y las montañas más misteriosas de Etiopía. Esta ruta la consideramos la más salvaje, atrevida y aventurera de nuestro catálogo ya que nos enfrentaremos a altas temperaturas y trayectos duros para alcanzar uno de los lugares más bizarros e inhóspitos del planeta, el desierto de Danakil, una depresión causada por la separación de las placas continentales que hace que la tierra se hunda, obligándonos a descender hasta la cota de 100m bajo el nivel del mar.

Iniciaremos el descenso en nuestros vehículos hacia el desierto parando en poblados Afar, la etnia nómada y únicos habitantes de este extraño lugar. Durante el recorrido por toda esta zona no existen hoteles ni albergues ni pensiones, así que acamparemos en Ahmed Ela, campamento base para las excursiones de la zona. Desde aquí visitaremos la llanura de sal Assa Ale donde experimentaremos la magia del horizonte infinito. La zona del Dalol nos ofrece otro momento mágico en este viaje. A parte de encontrarnos en el punto más bajo del Danakil presenciaremos un paisaje surrealista compuesto por este yacimiento de manantiales sulfurosos calientes de múltiples tonalidades, perforado por humeantes respiraderos en forma cónica, moldeado por onduladas formaciones rocosas y todo ello recubierto por una densa capa sedimentaria salina. Para añadir más belleza a este día, contemplaremos las largas caravanas de camellos de los nómadas Afar que transportan la sal extraída hasta los mercados de las tierras altas.

Para contemplar el espectáculo natural que ofrece el volcán Erta Ale seguiremos con nuestros vehículos hasta Dodum, desde donde realizaremos una excursión nocturna hasta la boca del mismo volcán. Se trata de un volcán activo todavía que alberga en su cima una caldera de 1 km cuadrado con el único lago de lava permanente del planeta en su interior. Si nos suponemos con el cielo nocturno estrellado del desierto sobre nosotros y el crater rugiendo lava roja a nuestros pies, estaremos con toda seguridad viviendo uno de los momentos más hipnotizantes de nuestros viajes por este planeta. Esa noche la pasaremos en vivaques construidos por los Afar. Tras descender el volcán, un gran desayuno nos espera antes de regresar a Mekele por uno de los desiertos más enigmáticos del planeta.

DÍA 1 – Mekele - Ahmed Ela

Desde Mekele trayecto hacia Berhale – Nómadas Afar – Puesta de sol en Lago Assale – Caravanas de camellos – Acampada en Ahmed Ela

DÍA 2 – Ahmed Ela - Abba Ala

Llanura sulfúrica del Dallol – Cuevas de sal – Lago Assale – Pensión en Abba Ala

DÍA 3 – Abba Ala - Volcán Erta Ale

Trayecto hacia Dodum – Trekking nocturno 3,5h hasta el crater – Noche en vivaq en el volcán

DÍA 4 – Volcán Erta Ale - Mekele – Fin

Por la mañana descenso del volcán – Desayuno en campo base – Regreso a Mekele y estancia por vuestra cuenta o vuelo doméstico hacia otra ciudad de Etiopía.

NOTA: Esta ruta no es para cualquier persona. Es un reto físico importante que exige de una gran capacidad de aguante frente al calor y los días de acampada.

Se pueden realizar el Danakil como extensión al viaje por Etiopía, preferiblemente al final.

Solicita más información para que podamos proponerte una oferta personalizada.

El único transporte que puede accede al Danakil son los 4x4 que se ponen a disposición desde Mekele donde caben 4 viajeros por vehículo. Por razones de seguridad y por razones prácticas, todos los viajeros que salgan el mismo día desde Mekele nos juntamo y salimos en convoy compartiendo todos los servicios.

El alojamiento durante la expedición al Danakil es en acampadas muy básicas sin infraestructura alguna y alguna pensión por el camino, también muy básica con colchones en el suelo.

Tenéis pension completa durante las acampadas y mucha agua a disposición por persona.

En Mekele las comidas y cenas no están incluidas, hay muchos restaurantes y podéis pagar la cuenta in situ.